Biomasa Forestal abrirá una línea de fabricación de astillas en As Pontes

Es el único proyecto que será amparado con fondos de Industria del Plan Ferrol

La empresa Biomasa Forestal, acaba de lanzar un proyecto para contar con una nueva línea productiva en sus instalaciones de As Pontes. Dedicada actualmente a la fabricación de pellets, carburante vegetal que se obtiene de la madera, prevé poner en marcha este mismo año los trabajos para poder producir en su sede también astillas, con las que darían respuesta a una demanda creciente de este tipo de biomasa para la producción energética y de calor.

Es un proyecto que ha presentado a las ayudas del Ministerio de Industria para la reindustrialización de Ferrolterra, Eume y Ortegal, que implicará una inversión superior a los 870.000 euros y que ha sido la única iniciativa empresarial respaldada en la propuesta de resolución provisional de la administración central. Si finalmente es ratificada esta ayuda, dispondrá de más de 600.000 euros de créditos con condiciones especiales de financiación para llevar a cabo este plan, con el que ampliará mercados y accederá a otras posibilidades de negocio.

Pero, adicionalmente, la empresa está sumida en un proceso de internacionalización, debido a que en estos momentos hay varias centrales térmicas en Europa que están sustituyendo el consumo de carbón por biomasa para la generación energética, por lo que se prevé que, a corto y medio plazo, se produzca un repunte en el consumo de los pellets. Está acometiendo con fondos propios nuevas inversiones para prepararse para atender esta demanda y mejorar la eficiencia y la productividad de la planta. En este sentido, prevé dotarse de una instalación de recuperación de calor en el secadero, también adquirirá una granuladora más eficiente y se realizará la monitorización y gestión energética de los equipos.

En su camino de la internacionalización, la factoría pontesa dio un gran salto cualitativo el pasado mes de mayo, al obtener el sello de calidad SBP (Sustainable Biomass Partnership), impulsado por varias compañías eléctricas que garantizan la sostenibilidad de los pellets destinados a las grandes centrales generadoras, entrando así en el reducido grupo mundial -formado por 12 plantas- que disponen de este sello de calidad, que acredita la calidad de los pellets para usos industriales.

Cuando ambas líneas productivas se encuentren plenamente operativas, Biomasa Forestal contará con dos fábricas en una, que le conferirá unas grandes capacidades.

Paradas en el verano

La factoría pontesa tiene previsto realizar durante el verano paradas técnicas de la producción para adaptarse a sus previsiones de demanda, aunque insiste en que estas no afectarán ni al empleo ni a los contratos establecidos con terceros.

Ver la noticia

Los comentarios están cerrados.